Si solo estás en casa unas horas al día, dejar la calefacción encendida durante toda la jornada no es rentable ni sostenible. La mejor opción es programar su encendido y temperatura aproximadamente una hora antes de que llegues a casa. Así te la encontrarás caliente y acogedora al llegar, sin necesidad de gastar de más.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.